Comparte este blog

Más con tus clicks

A sólo un click, destacadas recomendaciones y atractivos productos y servicios en las ventanas publicitarias

lunes, 4 de noviembre de 2013

La firma - Hoy, Alejandro Cuenca / Lo que no se ve

Lo que no se ve / @_cuencalejandro
 
Podría ser el título de una película estadounidense de David S. Goyer, 'The invisible' traducida a 'Lo que no se ve'. Pero no. Es lo que no se ve, o mejor dicho, lo que no se quiere ver. El axarcoempleo está teniendo "muy buenos resultados", la Junta no debería de haber lanzado un programa de empleo como el veleño, y once parados veleños que rechazan un trabajo ofrecido por el Ayuntamiento, aunque no sabemos los motivos.

Así son las cosas. O así son como las ha visto el alcalde de la localidad veleña, Francisco Delgado Bonilla. En esta semana que ha pasado denunciaba que once parados de Vélez habían rechazado el puesto de trabajo que se les ofrecía en el municipio, dentro del programa de empleo de la Junta de Andalucía. Una noticia que salió en La Opinión, y que aquí nuestro amigo Jose Manuel Blanco nos ha contado en este mismo portal.

Volvemos a dar esa imagen de un sector desempleado que "no quiere trabajar" y rechaza los puestos que se les ofrecen. Habrá que ver las condiciones de este empleo, y los problemas que cualquiera de los implicados presentaba para aceptarlo. Ante mi desconocimiento, vaya por delante, de los motivos de tal rechazo y si de verdad es como dice el regidor veleño, igualmente, la declaración es polémica en su conjunto, podríamos decir populista incluso, si no se dan detalles y argumentos de lo sucedido.

Pero si seguimos leyendo la noticia, ya sabemos por dónde iban los tiros. Así que el objetivo no solo era ese de destacar el rechazo a unos puestos de trabajo. El motivo iba más allá, ya que seguía avanzando en el tema hasta llegar a la crítica de la Junta de Andalucía, porque ha creado un programa que ya era "pionero" -sí, así de claro, y sin pensarlo-, en Vélez. Yo que la Junta, me crearía una alerta de empleo en base al axarcoempleo, por si interesa algún puesto del programa que cuenta con una inversión de 500.000 euros. Que me lo quitan de las manos, ¡oiga!

¡A dónde va la Junta pensando que puede crear empleo, si antes está Vélez-Málaga para conseguirlo! ¿Para conseguirlo? Que respondan los datos. Con esas aspiraciones de poder debería plantearse combatir la reforma de la Administración Local que su partido en el Gobierno central está procesando. Y la Junta a otra cosa mariposa, que hable de los EREs y se deje de crear empleo, que para eso ya está la capital axárquica. O que se ocupe de intentar huir de alcaldes malagueños del PP cuando salga y entre de sus actos institucionales.

Y ese puntito que se quería sumar el PSOE veleño hablando del "escrache" a Susana Díaz. Otro caso de lo que no se quiere ver. En el comunicado acusaban a la concejal Concepción Labao de asistir al mismo evento -sin respuesta ni defensa aparente en los medios locales de la concejal popular-, pero lo que chirriaba era que decía que Labao estaba radicalizando su postura con actuaciones como su presencia en la moción de censura en Canillas de Aceituno. Esa moción en la que su alcaldesa salía con la vara de mando en sus manos al más puro estilo 'El señor de los anillos' (y todos recordando "Es mi tesoooro. Es míiioooo"). Desconcierta que digan que no sea un "comportamiento mínimamente democrático", y si se refieren a la moción, tendrán que tomar rabillos de pasa para recordar la suya. La coherencia ha brillado por su ausencia tanto para estos, como para aquellos.

Pero este artículo se me antoja terminarlo con sabor dulce, y la prensa me lo ha puesto requetefácil. El mango. Este producto tan adorado y una de las especialidades de nuestra tierra, más tropical que mediterránea. La primera mermelada de mango se comercializará por primera vez en España y el extranjero, y lo mejor es que nace en Vélez-Málaga. No perdáis de vista esta sección, la semana que viene hablamos de la nueva inversión para las mejoras urbanas anunciadas por el equipo de gobierno local. Promete.